Trascender

Trascender

BLOG

¿Cómo diseñar tu próximo año?

¿Podemos diseñar nuestro futuro? ¿Es eso posible?
Esta es una pregunta que puede invitar a debate, podríamos llegar a preguntarnos: ¿Creamos nuestro futuro o estamos predestinados? Muchos opinan que ambas respuestas pueden coexistir, y yo me adhiero a esa postura.

Partiendo entonces de creer que nuestro futuro depende en cierta medida de nosotros es que podemos influir en él. Sabemos que nuestro cerebro está predispuesto a observar aquello que está buscando, y a percibir con mayor posibilidad aquello que cree posible.

Como se dice a veces: “Si no sabes adónde quieres llegar, da lo mismo adónde vayas”. Desde el Coaching agregamos: “cuando sabes lo que quieres lograr aumenta la probabilidad de que lo consigas”.

Por eso para diseñar nuestro próximo año te brindamos ciertas preguntas con el enfoque del coaching que han sido útiles para muchas de las personas que acompañamos a que diseñen sus futuros.

¿Por dónde iniciamos?
Lo primero que es útil para generar futuros es extraer aprendizajes de nuestro pasado, de manera de aprovechar lo vivido y toda la experiencia ya acumulada.

Vamos a suponer que estás iniciando a diseñar tu próximo año, de manera que lo estás haciendo desde el final del año actual. Desde esa suposición estarán formuladas las preguntas. Tú puedes adaptarlas si estás diseñando tu año al inicio del mismo.

Es importante entonces en primer lugar preguntarnos:
1 – ¿Qué logre conseguir este año?
Y ¿Cuál fue el “secreto de mi éxito”?

2 – ¿Qué cosas no alcancé a conseguir este año?
En lo que dependió de mí: ¿qué hubiera funcionado mejor? ¿qué hubiera necesitado para poder conseguirlo?

3 – ¿Qué aprendí yo esté año acerca de cómo lograr algo? ¿Qué consejos me daría a mi mismo/a para mi próximo año en función de mi aprendizaje?

Y ¿cómo continuamos?

Una vez que tenemos buenos consejos producto de nuestro propio aprendizaje, lo recomendable es comenzar a revisar cómo están las diferentes áreas de nuestra vida en general.

Sería como mirarnos desde arriba en un helicóptero, por ejemplo, observando con perspectiva en qué aspectos de mi vida sería importante enfocarme el próximo año. Para eso es útil utilizar una herramienta de coaching conocida como la “rueda de la vida”. En esta herramienta se dibujan en una rueda ejes que dividen porciones de la rueda, cada porción equivale a un área de nuestra vida que consideramos importante para nosotros hoy. Se eligen unas 8 áreas en función de lo que es valioso para nosotros atender en nuestro día a día.

Una rueda de la vida puede ser esta, por ejemplo:

Una vez que elegís esas 8 áreas podes puntuar cada eje del 1 al 10 , siendo 1 el estar totalmente insatisfecho y 10 estar completamente satisfecho en esa área.

Al unir los puntos en cada eje se va a formar un polígono, generalmente irregular, que puede mostrarte en qué áreas estás más o menos satisfecho/a en tu vida. Alguien podría dibujar algo como de este estilo:

 

A partir de tu resultado ahora debes preguntarte:
¿En qué área principal de mi vida yo debería avanzar el año próximo?
¿Cuál es el área que si mejora, hace que todo lo demás también mejore?
Y esa área es la primera en donde debes proponerte ciertos objetivos para el año próximo.

En el caso del ejemplo la persona eligió dos áreas importantes a avanzar para su próximo año: Desarrollo personal y Ocupación.

¿Qué quieres que suceda?

Ahora que tienes tus consejos de aprendizaje y conoces el área de vida que debería ser el foco de atención
del próximo año, entonces es hora que redactes tus objetivos. 


La recomendación es escribir no más de 10 objetivos, equilibrando las diferentes áreas de tu vida.

Y tal como lo comentamos en el articulo anterior: Claves para conseguir tus Objetivos, es importante que los redactes de manera positiva, que sean específicos y medibles , que los consideres posibles, que dependan de ti y te sientas merecedor/a y capaz de alcanzarlos.

Por ejemplo:
• “Realizar 1 hora de ejercicio 2 veces por semana a partir de febrero”
• “Tomar un curso para afianzar mi seguridad personal con autoconocimiento”
• “Terminar de concretar el lanzamiento de mi proyecto a fines de abril”
• “Ahorrar US100 cada mes”

Y así, tus objetivos estarán equilibrados y tu energía del año comenzará a dirigirse hacia ese lugar. Es aconsejable también revisar tu plan para conseguir cada objetivo e ir midiendo en cada mes del año como vas avanzando en lo que de ti depende.

Si te gustó el artículo y quieres trabajar aún más en el diseño de tu próximo año puedes consultarnos
para transitar el Taller Crea tu Año a Conciencia desde Trascender Coaching.

Deseándote mucho éxito para la generación de tu próximo año, te saludo cordialmente:
Coach María de los Ángeles Pardo

 

Compartilo

Entradas relacionadas

Blog

Claves para conseguir tus objetivos

¿Cuál es el primer paso para que algo que queremos tome la forma de objetivo? En principio necesitamos formular lo que queremos en términos positivos. ¿Cómo clarificamos lo que queremos?

Ver más »